¡Orar! ¿Para que?

¡Orar! ¿Para que?

(4 min)
En la semana número 40 de este año 2016 mire tantas publicaciones y artículos relacionados con la oración. De primero dije: “Perdóname Señor ¿Esto es un recordatorio de que quieres que ore? Bueno honestamente a veces puedo pasar días sin orar. Podemos no tener miles de excusas pero si unas cuantas que todos tenemos en común.

Algunas  de ellas pueden ser:

1.Que tu vida está muy bien por el momento y no te interesa orar. ¿Para qué? Todo está     muy bien ¿verdad?
2. Quizá simplemente no es lo tuyo.
3. No sabes que orar.
4. Estás muy ocupado y te la pasas todo el tiempo a prisa.

En realidad estas son unas que se me vienen a mi mente por el momento. Pero yo Mauricio esta es mi excusa favorita:

“Dios conoce mis necesidades, si él es Dios, Él puede escuchar mi mente y ver mi     situación.” – Mauricio Q.

Digamos que muy seguido yo oro entre mis pensamientos. Cada vez que piden oración en las redes sociales le doy un “like” o escribo “claro yo estaré orando”, lamentablemente a veces se me olvida orar (discúlpame si alguna vez te comente algo en una de tus peticiones). Sugiero que si necesitas oración hazlo tu primero, no te garantizo que cada persona que te pone un “like” ore por ti. Y si en realidad la cosa está descontrolada, pide a tus pastores que se unan contigo en oración.  Yo creo en la oración y el potencial que la oración tiene. Quizá no soy de aquellos que se encierran en un cuarto o suba una montaña, o grite mi oración en medio de cada servicio, o que lleve una vida de oración súper PRO, no la tengo. Pero esto para mí no significa que sea un incrédulo o que no tome mi relación en serio con Dios. Puedo mencionarte y contarte , sin mentirte que he visto y experimentado lo que Dios puede hacer a través de la oración. Son tantos los testimonios, te compartiré uno.

Testimonio
Yo fui impactado por la oración cuando un día necesitaba tomar una decisión en menos de un día y no sabía que hacer. Mi esposa me sugirió orar y a pesar de que en mi mente resonaba la palabra oración,  dudé. Dudé por que yo mismo dije “Dios no responde a una oración así de rápido” aparte no es una oración de vida o muerte. Es más creo que de todas maneras haga lo que haga es una decisión mía. Pasaron las horas y al final del día opté por  orar “al fin nada pierdo”.
Aún dudando de que Dios viniera entre las nubes y me dijera que hacer o no hacer en menos de un día seguí orando, creyendo que al menos obtendría una respuesta en unas semanas o un mes después. Milagrosamente, al día siguiente mientras estaba escuchando una predicación sonó mi teléfono y obtuve un mensaje de texto que me inspiro esperanza y algo que me decía todo estará bien. Sentí una paz y pude valorar aún más la oración. Muchas de las oraciones que Dios contesta  se caracterizan por inyectar esperanza a tu vida para motivar tu fe y conforme a tu fe suceden los milagros.

Pero, ¿Qué tal de la oraciones de aquellos que sufren por algún ser querido y Dios no responde? ¿Qué tal de aquel que sufre por algún problema económico y/o familiar y Dios no responde? Es fácil decir que la oración tiene poder he incluso orar “fervientemente” por alguien días, meses y nada pasa.

He escuchado afirmaciones de pastores, personas que ya no oran por enfermos o necesidades por que ya no miran la respuesta de Dios como solía pasar antes. ¿Qué pasó?

Aún mirando estas actitudes e ideologías mantengo una posición fuerte de que hay una fuerza llena de esperanza en la oración. Entiendo que la oración debería ser como un hábito que debemos formar. Pero para que este sea algo sólido y estable debemos definir bien o al menos entender “que es orar” y no dejarnos llevar por impulsos sobre-emocionales ( ósea que seas un berrinchudo y solo ores buscando tus propios intereses).

“Hackeando” la oración. 

La oración según en su etimología es tener ese momento dedicado para poder meditar y exponer con palabras del corazón así como componer una canción a Dios. La oración es una plataforma espiritual donde abres tu corazón para sacar los más profundos versos del alma. También sirve para exponer tus cargas y necesidades personales. O simplemente para protestar contra algo que está pasando mal dentro de la comunidad cristiana o nuestros gobiernos, la injusticia y la corrupción.

La oración tiene mucha relación con los hábitos que tienes para leer la Biblia y también se puede reflejar tan claro en los momentos de la alabanza en tu Iglesia. Si no cantas o no te metes en adoración es muy probable que no ores. El que canta pero se mira super fake (o sea que ni tú te la crees que estés en ese estado de adoración) Así es su oracion. La oración incrementará tener una mejor experiencia de adoración y estimulará tu nivel de búsqueda de Dios.

Nota y mucho ojo : estas afirmaciones no son para que juzgues y critiques a los demás. Son observaciones personales que pueden ayudar a auto analizarnos y tratar de mejorar un área más de nuestras vidas.

¿Por qué Dios no responde mis oraciones ? Sigue estos 4 puntos:

1. Analiza tu oración.
2. Sigue insistiendo, ¡no en facebook! Enciérrate en tu cuarto.
3. Obedece a Dios.
4. Sigue insistiendo.

Conclusión
Creo que es válido insistir en la oración pero siempre en una forma inteligente, humilde  y moderada.  Ser maduros en lo que creemos pero también realistas. Que tus oraciones sean conforme a la voluntad de Dios.

“Si alguno ve a su hermano cometer un pecado que no lleva a la muerte, ore por él y Dios le dará vida. Me refiero a quien comete un pecado que no lleva a la muerte. Hay un pecado que sí lleva a la muerte, y en ese caso no digo que se ore por él. Toda maldad es pecado, pero hay pecado que no lleva a la muerte.” 1 Juan 5:16-17 NVI

“Por cuanto él inclina a mí su oído, lo invocaré toda mi vida.” Salmos 116:2 NVI

Recuerda esto: ¡Dios siempre estará dispuesto a escucharte!

Diciembre

¡Diciembre! Para muchas personas es el mes más esperado, sobre todo para los niños. Diciembre es el mes de las sorpresas; comidas, regalos, el calor de la familia y los amigos. De igual manera el mes de Diciembre marca el comienzo de una nueva época: la época de frío, conocido más bien como el invierno dentro de lo que son las estaciones de año. En esta temporada el frío es el que gobierna en distintas partes del mundo. Pero, en el alma es una situación diferente. Para el alma cruzar un invierno no es algo que nos provoque felicidad. Si tu estas pasando un invierno es seguro que estas sufriendo, pero no tengas miedo, hay consuelo para tu vida hoy; en otras palabras, Dios tiene el control de tu situación.
Él es el que esparce la escarcha como ceniza sobre lo que una vez fueron los campos verdes de nuestro gozo. Él despide su hielo como porciones que congelan todas tus alegrías. Él lo hace todo, el gran rey del invierno, gobierna sobre el invierno y bajo estas circunstancias no hay nada que puedas hacer.
Pérdidas, cruces, pesadumbre, enfermedades, pobreza y miles de males podrían ser enviados por Él y llegan a tu vida con propósitos divinos. Estas heladas matan a toda clase de insectos nocivos y ponen límite a enfurecidas afecciones*, quiebra los terrones y ablanda la tierra. Sería genial que estos resultados siempre fueran para cada invierno de aflicción que estés pasando en tu vida.
Es aquí donde empiezas a valorar el calor del fuego. Es placentero el esplendor del fuego. De esta misma manera te animo a que aprecies a Dios, Él puede ser tu fuente constate de calor y el consuelo en cada época de problemas. Acércate a Él y al conocerlo, encontrarás en Dios el verdadero gozo y la verdadera paz. Envuélvete en las cálidas vestiduras de sus promesas y sal a las labores apropiadas de esta temporada. Sería malo ser como el haragán que no sale a arar la tierra a causa del frío, y al llegar el verano pedirá y no obtendrá nada.

Tú pusiste límite a la tierra; creaste el verano y el invierno Salmos 74:17

Tus Ojos

Tus ojos son fascinantes, no es solo esa realidad de que están bien conectado con nuestro cerebro (que en realidad si lo están), sino también la idea de que  tus ojos son muy expresivos eh importantes cuando hablas y escuchas a alguien. Acaso no te has dado cuenta de esa señal de cuando estás hablando con alguien cuando de pronto te das cuenta que la mirada de esta persona ya no está en ti si no mirando a los alrededores (en pocas palabras ya no le interesa tu conversación).

La verdad es que siempre te darás cuenta cuando alguien en realidad está interesado en tu conversación evaluando que tan fija tiene la mirada esta persona en ti, ¿verdad? Te aseguro que se siente agradable. Tus ojos varían constantemente dependiendo en la situación que te encuentres. Es increíble la creación de Dios en nuestras vidas. Tal parece que nuestro cuerpo responde dependiendo en  la situación que te encuentres.

Una de las cosas en las que nuestros ojos reflejan la gloria de Dios es por lo que la gente ve en ti.

¿Qué es lo que la gente ve de ti?

Los ojos hablan mucho de tu persona. Tú puedes ver a los ojos de alguien y discernir muchas cosas de esa persona. ¿Alguna vez as conocido a alguien que no tiene luz en sus ojos?

»Tu ojo es una lámpara que da luz a tu cuerpo. Cuando tu ojo es bueno, todo tu cuerpo está lleno de luz;  pero cuando tu ojo es malo, todo tu cuerpo está lleno de oscuridad. Y si la luz que crees tener en realidad es oscuridad, ¡qué densa es esa oscuridad! Mateo 6:22-23

Los ojos son la lámpara de tu cuerpo. Si tus ojos están sanos, tu cuerpo entero estará lleno de luz. Pero si tus ojos no son saludables, tu cuerpo entero estará en la obscuridad.

Si un día sales a caminar en tu vecindario en estas temporadas cuando justo alrededor de las 7 de la tarde y ya está obscuro. Quizás logres notar que la oscuridad ayuda a ver que hay dentro de los hogares o quienes están adentro si estas dejan sus cortinas descubiertas. Esto solo pasa cuando las casas tienen su luz encendida. Lo mismo sucede con nosotros. Dios nos creó de esta manera.

En contraste con la obscuridad de nuestro mundo, Él quiere que el mundo vea que hay dentro de nosotros, que la gente pueda experimentar su luz y su amor a través de nuestros ojos.

Llena tu vida de luz.

Tentaciones

Las tentaciones es un problema global. Aun incluso Jesús fue llevado a un desierto para  ser tentado. El nunca peco, pero si  enfrento la tentación. Después de que has leído Mateo 4:1-11, compara la tentación de Jesús y la tentación que afronto Eva en Génesis 3:1-7. Analiza en las tentaciones que has pasado los últimos 5 años de tu vida.

¿Observas algo en común? Nuestro adversario siempre ha disfrutado tentarte dentro del círculo de placeres físicos. A nuestro enemigo le encanta ofrecerte siempre la posibilidad de que seas alguien importante o popular. Él siempre ha trabajado en esta área porque él sabe que casi la mayoría de nosotros caemos en esta categoría de tentaciones.

¿Qué tentaciones has tenido últimamente?

Te invito a que leas lo que Pablo dice sobre las tentaciones:

“Las tentaciones que enfrentan en su vida no son distintas de las que otros atraviesan. Y Dios es fiel; no permitirá que la tentación sea mayor de lo que puedan soportar. Cuando sean tentados, él les mostrará una salida, para que puedan resistir” (1 de Corintios 10:13)

¿Cómo puede esta promesa ayudarte a superar tus tentaciones?

En esta semana pide a Dios en oración que te ayude a encontrar la mejor manera de superar esas tentaciones a tiempo.

Lagrimas y Sonrisas

Aprendamos de la Historia

El autor del libro de Eclesiastés nos escribe algo de esta manera:

“La historia no hace más que repetirse; ya todo se hizo antes. No hay nada realmente nuevo bajo el sol. A veces la gente dice: ¡Esto es algo nuevo!; pero la verdad es que no lo es, nada es completamente nuevo.” –Eclesiastés 1:9-10

Las cosas de la vida pueden pareces nuevas para nosotros, pero para Dios no lo son. El mismo Dios que trabajo en las vidas pasadas en los tiempos bíblicos aún sigue trabajando en nuestros tiempos de hoy. Las cosas con las que luchamos – tememos, dudamos, las cosas que nos hacen sentir inseguros y  tentaciones – son situaciones que de generación a generación ha batallado todo el tiempo. Solo son pequeños los detalles los que diferencian de una generación a otra. Cuando nosotros analizamos como Dios trabajo en las vidas de las personas en el pasado, podemos ver de como Dios puede trabajar con nuestras vidas hoy en dia.

Lágrimas y sonrisas

En que tiempo estamos?

Si pensasteis en el libro de Eclesiastés 3, esto es una pregunta aún más complicada de lo que parece. De acuerdo al autor de Eclesiastés, siempre existirá una temporada, tiempo de todo – desde el nacimiento y la muerte de la guerra y la paz.

En el verso 4, el comenzó a relatarnos con los tiempos de nuestro estado emocional:

“Un tiempo para llorar y un tiempo para reír. Un tiempo para entristecerse y un tiempo para bailar.”

El punto principal del autor radica en que ambos estados emocionales son igualmente importantes para nuestra salud emocional. Sonreír y bailar es para celebrar nuestro éxito en esta vida, o para expresar nuestra felicidad de estar con vida. En fin podríamos generar una gran lista de por qué bailar o reír.

Llorar es darle ventilación a las desilusiones y dolor de la vida, llorar al fallecimiento de alguien o la despedida de alguien que amamos. Estas expresiones de tristeza comienzan a sanar tu estado emocional.

Él volverá a llenar tu boca de risas

Y tus labios con gritos de alegría.

Job 8:21

Escuchar mas, Oir menos

El mejor regalo que tú puedes brindarle a alguien es SABER escuchar a esa persona. Escuchar a alguien es como decirle a esa persona, “eres importante para mí. Quiero aprender más de lo que piensas y de lo que sientes.” Es por eso que el Santiago nos recomendó mucho lo que dice en la Biblia en el libro de Santiago 1:19.
Mis amados hermanos, quiero que entiendan lo siguiente: todos ustedes deben ser rápidos para escuchar, lentos para hablar y lentos para enojarse. NTV

Si tu creas nuevos propósitos en tu vida para aprender escuchar mejor a tu prójimo, te encontraras con seis verdades muy importantes.

  • Escuchar a alguien puede ser difícil.
    Tomar el tiempo necesario para que una persona termine su conversación no él lo mismo que escuchar. Oír lo que alguien dice no es lo mismo que Escuchar lo que alguien dice. Todos podemos oír pero escuchar es un arte que requiere cierto tipo de habilidades.
  • Escuchar requiere máxima concentración.
    Cuando tú escuchas a esa persona, tú percibes no solo sus palabras sino también sus emociones que le rodean. Tú tomas nota no solo lo que se está diciendo sino que también lo que las palabras no pueden expresar.
    Escuchar a alguien siempre genera preguntas.
    Cuanto tú estás interesado en la conversación, tendrás curiosidad en ciertas partes de esa conversación. En el momento adecuado tú generaras preguntas claves que causaran que la persona continúe con su conversación aún con más profundidad.

El primer deber de el amor es escuchar
Paul Tillich

  • Escuchar a alguien requiere práctica.
    Una vez que domines las habilidades de escuchar a las personas, la gente te buscara. A todos nos encantan las personas que saben escuchar.

 

  • Escuchando es una gran camino para aprender.
    Cada persona que conoces y a todos con los que te reúnes tienen conocimiento y experiencias que probablemente tu no conoces. Cuando abres tus oídos y tu mente a la personas, compartes junto con ellos sus conocimientos y experiencias.
    Para aprender necesitas también saber escuchar. Para que aprendas a escuchar necesitas acercarte a las conversaciones con una actitud humilde. No puedes aprender sin antes entender que las personas tienen algo que enseñarte.

 

  • Escuchando se reducen los conflictos.
    Tomando nota lo que dijo el apóstol Santiago que seamos rápidos para escuchar y lentos para la ira. Usualmente la raíz de todo conflicto empieza por alguien que necesitaba ser escuchado. Si somos buenos para escuchar es probable que se pueda evitar conflictos antes de que estos empiecen a tomar fuerza.
    Esto no significa que todo el tiempo debemos estar de acuerdo con todos o pretender que estamos de acuerdo con otros en algún conflicto. Debemos entender su punto de vista y por qué ellos lo obtienen antes de estar en desacuerdo.

Cielos, presten atención que voy a hablar;
que la tierra escuche las palabras de mi boca.
Mi enseñanza caerá como lluvia.
Mis palabras bajarán como el rocío,
como llovizna sobre pasto nuevo
y como gotas de lluvia sobre plantas jóvenes.

DEUTERONOMIO 32:1-2

No cabe duda…

No cabe duda que la ignorancia es el principal factor de muchos de los errores que cometemos eh incluso para nuestra vida spiritual. ES MUY Importante saber y entender tu campo de batalla antes de empezar a luchar. Es muy claro que si no tienes ni clara idea de que hacer en cualquier tipo de actividad, es muy probable que la pierdas la batalla. La Verdad está en la preparacion y vivir tu preparacion día a día. Tomar clara decisiones tan Fuertes como una roca. No puedes ver un avivamiento en tu vida si no te has tomado el tiempo de prepararte para esto.

Jesús busca seguidores de El con una clara idea de lo que en realidad cuesta seguir a Él. Un claro plan de lo que te estas metiendo. Él quiere que tomes nota de lo que te va a costar. Jesús dijo a la multitud »Sin embargo, no comiences sin calcular el costo. Pues, ¿quién comenzaría a construir un edificio sin primero calcular el costo para ver si hay suficiente dinero para terminarlo? De no ser así, tal vez termines sólo los cimientos antes de quedarte sin dinero, y entonces todos se reirán de ti. (Lucas 14 28-29)

John Oros un líder de una Iglesia en Rumania durante la era del comunismo, Dijo:

Durante el comunismo, muchos de nosotros predicábamos… y gente venía hacia nosotros después de cada servicio, y ellos decían. “Eh decidido ser un Cristiano.” Nosotros le decíamos, “Nos agrada  que quieres ser un Cristiano, pero también nos gustaría decirte que existe un precio que pagar. Por qué no reconsideras tu decisión, porque muchas cosas pueden sucederte. Puedes perder, y podrías perder a lo grande.”

Es evidente en nosotros como humanos pagar el precio que se requiera para obtener ese teléfono inteligente que tanto deseas, esforzarte por ese gran auto de tus sueños, trabajar duro para pasarla bien un fin de semana con tu novia. Te has preguntado alguna vez… ¿En realidad me interesa mi salvación?  O  En realidad quiero seguir a Jesús?  Que es lo que tú  estarías dispuesto a dar por El. Y no con una mentalidad absurda de decir que hago para que el me bendiga más.

En lo personal Dios ha estado trabajando en mi vida en una manera especial últimamente. Y todo comenzó con una simple pregunta y tomando acción a mi dilema. Mi pregunta fue, ¿Cómo puedo aprender a hacer las cosas correctamente para Dios? Sé que no podemos ser perfeccionistas pero, si es para Dios porque no buscar cómo hacer las cosas adecuadamente y perfectamente para El. Después de una oración y yo empecé a buscar recursos y consejería. En lo personal eh logrado apreciar  de alguna manera especial como Dios a provisto los recursos para empezar esta gran carrera.

Mis grandes deseos son que Dios también toque tu corazón y que por medio del Espíritu Santo Él pueda empezar a transformar tu vida. Que empieces a notar cambios en tu manera de pensar y tomar acciones inteligentes. Así como Dios lo ha empezado en mis amistades y en mi vida. Así también suceda en tu vida.

Por que Esperar?

Por que Esperar?

Por que así son las cosas? por que no nos podemos lanzar de inmediato a la acción ?

El desarrollo o descubrimiento de una visión para un aspecto determinado de nuestra vida exige tiempo.  Algunas veces, un proceso doloroso. Por el tiempo que exige, puede volverse una agonía. Pero es un proceso cuyo producto vale todos y cada uno de los sufrimientos que hemos tenido a lo largo del camino.
La sensación de estar perdiendo el tiempo es lo que impulsa a la gente a lanzarse demasiado pronto. La idea es que, como no nos estamos moviendo, no esta pasando nada. Sin embargo, las cosas no son así en absoluto. Hay tres cosas importantes que están sucediendo mientras esperamos.

  1. la vision madura en nosotros.
  2. Maduramos como preparación para la vision.
  3. Dios trabaja tras el escenario, preparando el camino.
La vision madura en nosotros.

No todas las buenas ideas son material apto para convertirse en vision. No obstante, toda vision comienza siendo una idea. No  todas las cargas son material apto para convertirse en visión. No obstante, toda visión comienza siendo una carga. La espera nos da la oportunidad de examinar nuestras emociones y distinguir entre las preocupaciones menores y las mayores.

De la misma forma que no podemos apresurar el desarrollo de un niño en el seno materno, tampoco podemos apresurar el desarrollo de una visión. Es Dios quien establece el momento de su nacimiento. Actuar con demasiada rapidez acerca de una visión, es como dar a luz a un niño prematuro. Siempre son débiles. Y en algunos casos, un niño prematuro no puede sobrevivir los rigores de la vida fuera del seno materno. Lo mismo sucede con una visión. Las visiones inmaduras son débiles. Muy raras aveces llegan a entrar en el mundo real.
Para que una visión sobreviva, debe estar madura y saludable antes de entrar en contacto con el ambiente cínico, critico y obstinado en el cual se espera que sobreviva. Y la madurez exige tiempo. El tiempo dita. Con el paso del tiempo podrás distinguir entre las ideas de Dios para usted y las ideas de otras personas. Mientras esperamos, Dios les da forma a las ideas y las madura para convertirlas en visiones capaces de sobrevivir en el mundo real.
Maduramos como preparación para la visión.
Es muy frecuente que no estemos listos para lanzarnos en busca de una visión. La tendencia suele ser dar por sentado que como se lo que voy a hacer, estoy listo para hacerlo. Sin embargo, ambas cosas no coinciden siempre. Dios necesita hacernos crecer al tamaño de nuestra visión. Es como la niña que se prueba el vestido de boda de su madre, y no le sirve aun. pero con el tiempo, después de que crezca lo necesario, va a dar la impresión de que fue hecho para ella.
Dios trabaja tras el escenario, preparando el camino.
Hay un tercer punto de importancia que se produce entre el nacimiento de una visión y el momento en que nos lanzamos tras ella. En el caso de una visión dispuesta por Dios, El trabaja para prepararnos el camino. Su visión personal es solo una pequeña pieza del rompecabezas.
Ciertamente Nehemias sabia como funcionaba esto. Y sabia que, sin la intervención divina, no había forma alguna de que el pudiera tomar parte en la reconstrucción de Jerusalén. Así que espero el momento propicio y oro. Pensó mucho en todo aquello. soño con ello. De hecho llego a pensar con detalles , exactamente lo que haría falta para sacar adelante un proyecto de tal magnitud. Y el sin saberlo , Dios estaba obrando todo aquel tiempo tras el escenario.
 
 

Estudiando mi Mundo

La mayor parte de el tiempo, vemos a el mundo a simple vista. Sin embargo, los físicos usan carísimos aceleradores de partículas para verlo átomo por átomo o electrón por electrón. Los astronautas se ponen en orbita y lo observan desde una cierta distancia, donde ven toda la esfera de el mundo con sus continentes, sus mares y sus patrones climáticos que se desplazan como remolinos.

Quien tiene la visión correcta del mundo: el físico, el astronauta o el observador a simple vista?

Cada uno ve el mundo a una escala diferente, desde una perspectiva distinta; cada visión es valida para su propósito y a su manera.

Ahora considerando esto: cual es la manera correcta de mirar la Biblia? deberíamos examinarla minuciosamente, frase por frase y versículo por versículo? o es un estudio de libros ? O debemos dar un paso atrapara tener una visión mas amplia y panorámica?

Cada método es igualmente valido, cada uno ofrece una perspectiva diferente, cada uno sirve a un propósito distinto. Nuestro propósito es adoptar la perspectiva amplia, la vista aérea de las Escrituras.